Plantilla:Casa Matriz Banco de Chile

De Wikiexplora
Saltar a: navegación, buscar
Fachada del Edificio hacia Paseo Ahumada
Fotografía interior del Hall Central

El Banco de Chile fue creado el año 1893, con la fusión del Banco de Valparaíso, en Banco Nacional de Chile, y el Banco Agrícola. En 1894 comenzó sus operaciones con dos oficinas; una en Santiago, y otra en Valparaíso.

En los '20 era el banco comercial más importante del país, y es por ello que su directorio decidió construir la Casa Matriz en la prestigiosa calle Ahumada. Se llamó a concurso público para plantear un diseño sobre terrenos que pertenecían al Arzobispado de Santiago. El ganador fue el arquitecto austriaco Alberto Siegel Lubbe, quien proyectó un edificio de estilo neoclásico en el cual destaca una cúpula circular, escaleras hechas en mármol y amplios espacios para atención a público.

Bajo la cúpula que ilumina el hall central, aún se encuentran las cajas y receptáculos de madera, así como los relojes que podían observar los clientes del banco hace 90 años, una joyita muy bien preservada.

Lupa.png En qué fijarse :
  • Luce una colección de monedas y billetes representativos de distintas épocas y de la nación que los puso en circulación, como Filipinas, Brasil y Guatemala.
  • Hay piezas coloniales. Las ‘macuquinas’ de oro y plata dan cuenta de los primeros intentos de acuñación. Más elaboradas son las monedas de 4 escudos, de 1749 o las monedas acuñadas con motivo de la Independencia.

El inmueble fue declarado Monumento Histórico en 2016. Si bien posee atención a público, recomendamos fijo visitarlo durante el Día del Patrimonio Cultural para conocer con mayor detalle sus rincones.

Horario:

  • Lunes a Viernes: 9:00 - 14:00hrs
En ruta.png En ruta :
Fotografía de una mesera atendiendo en un café con piernas. Fuente: La Tercera

Un fenómeno particular del centro de Santiago son los "café con piernas". Estas cafeterías se distinguen por las mujeres de atención, vestidas con minifaldas muy cortas y vestidos ceñidos. Usualmente, la forma del mesón y los espejos de los locales están diseñados para facilitar la admiración de tan curvilíneo paisaje. El primero en su tipo fue el Café Haití, cuyos locales a finales de los '70 impusieron como uniforme minifalda ceñida, práctica que fue seguida por los Café do Brasil. Durante los '90 el fenómeno se volvió más osado, con la llegada de la cafetería Ikabarú, donde la minifalda dio paso al bikini -todo con tal de vender-, lo que produjo una explosión de cafés con piernas. El café Barón Rojo instauró luego la práctica del minuto feliz, en que las camareras atendían en topless. Muchos locales de este tipo fueron clausurados por el desarrollo de prostitución, lo que forzó a intensificar la fiscalización. Los café con piernas más recatados se pueden encontrar en Ahumada, Estado y Huérfanos, y los admiradores del cuerpo en su forma más pura suelen buscar cobijo en galerías comerciales con vidrios polarizados. El fenómeno del café con piernas suele llamar poderosamente la atención de los extranjeros de paso por Santiago